¿Rutas alternativas o Autopistas pagadas?
Gastamos o ahorramos al usarlas


El pasado lunes 19 de marzo se generó una protesta por parte de los automovilistas, haciendo referencia a la polémica desatada por un nuevo aumento en el costo del TAG. El ministro de Obras Públicas, Juan Andrés Fontaine, en conversación con Radio Duna sostuvo que son “entendibles” los inconvenientes que genera el costo de los peajes, pero sostuvo que hay que entender “que esta es la forma de financiar obras públicas que son calidad de vida para la gente”.

Juan Andrés hizo referencia a como ha sido el aumento del precio a través del tiempo del TAG, dejando claro que así estaba acordado “Es cierto que hoy son relativamente caros a cómo eran en el pasado, pero esos peajes partieron siendo baratos y contenían una tasa creciente de aumento a lo largo de los años…” En este sentido, en el día de hoy las soluciones están en las mejoras de calidad de las vías y un sistema de peaje más eficiente, pero las tarifas están contenidas en los contratos.

Esto quiere decir que mientras no se terminen estas concesiones, las tarifas pueden seguir aumentando, considerando el reajuste anual del IPC en un 2% y el famoso 3,5% de reajuste que pueden aplicar las autopistas cada año, podría llegar a un aumento del 100% de acá a trece años, por poco probable que pueda escucharse.

Una manera de contrarrestar el pago del TAG, aseguran las mismas autopistas, es el menor consumo de gasolina que genera utilizar estas autopistas versus ocupar otras rutas alternativas, y es justamente aquí donde queremos a detenernos para analizar en mayor profundidad. Lo más probable es que las tarifas sigan subiendo, por lo que sí mi bolsillo se está viendo muy afectado por estos cambios, es mi obligación como usuario explorar nuevas alternativas.

Supongamos que mi recorrido es desde el sector oriente de la capital y tengo que llegar al centro, específicamente, tomaremos una ruta ejemplo desde la entrada “Tabancura” de la Costanera Norte, en la comuna de Vitacura, hasta la salida “Purísima” en Santiago Centro. Este recorrido tiene una distancia de 13,7 km por la autopista y de 13,4 si tomamos una ruta alternativa sin peaje. Suponiendo que la hora en que realizo este viaje es a las 08:30am, en sentido Oriente-Occidente, y la vuelta a las 18:30pm, en sentido contrario.

Con estas dos opciones analizaremos para varios autos de distintas características los costos de trasladarse tomando en cuenta costos de combustible y peaje.



Probemos ahora con otro recorrido para validar que no sea una excepción, veamos ahora el recorrido desde la entrada “Petersen” de la Costanera Norte, comuna de Renca, hasta la salida “Mercado Central” en Santiago Centro, es decir un tramo de dirección Poniente-Oriente a las 08:30am y en dirección contraria a las 18:30 pm. Este tramo por la autopista tiene una distancia de 10,8 km, mientras que por la ruta alternativa sin peaje obtuvimos una distancia de 11,8 km.



Ya tenemos una idea del costo de utilizar cada ruta al día, ahora agregaremos otra variable que creemos puede ser importante, el tiempo. Hicimos la prueba de los recorridos en sus respectivos horarios y obtuvimos los siguientes tiempos según Google Maps:



Siguiendo con nuestro análisis, podemos afirmar que efectivamente las autopistas donde cobran TAG reducen los tiempos de traslado en la ciudad, pero estos a su vez tienen un costo más alto, y pueden seguir subiendo en el tiempo. Según el análisis que hicimos (llamaremos viaje 1 desde Tabancura-Purísima, Purísima-Tabancura y viaje 2 Petersen-Mercado Central, Mercado Central-Purísima), el viaje 1 tiene un costo promedio en bencina de $1.856 pesos en ruta alternativa, es decir $4.700 pesos menos que el promedio de utilizar las autopistas para el viaje, pero con la condición de que nos demoramos 55 minutos más al día (incluye viaje ida y vuelta).

Por otro lado, el viaje 2 tiene un costo promedio en bencina de $1.631 en ruta alternativa, y una diferencia de $2.543 pesos menos con el promedio de utilizar las autopistas, también con la condición de aumentar el tiempo de viaje diario en 30 minutos.

Como conclusión, podemos afirmar que utilizar las autopistas NO paga el ahorro de bencina al no ocupar una ruta alternativa, en ambos casos vimos que la distancia de cada viaje casi no variaba. Pero, por otro lado, pudimos ver que efectivamente es una ruta más corta, por lo que nos ahorra tiempo, si le pusiéramos un valor a nuestro tiempo en estos ejemplos, tendríamos que el precio de ocupar la autopista cuesta $85 pesos el minuto, o bien $5.100 pesos la hora. ¿Crees que llegar antes a tu destino tiene ese valor para ti? ¿O tomarte tu tiempo y cuidar el bolsillo es parte de ti? Estas son unas de las interrogantes que nos gustan analizar y compartir con ustedes.
Fecha publicación: 29-03-2018 (15:10)
Publicado por: Autobook Chile.
Etiquetas(4)

Rutas alternativasAutopistas pagadascosto de viajetiempo de viaje

Compartir